AgroExtremadura
vicente ferrer
Andalucia

La sequía y el granizo han provocado pérdidas de 174 millones de euros en la agricultura y la ganadería de Extremadura

UPA afirma que en el conjunto nacional, el campo ha perdido ya más de 1.600 millones de euros por la meteorología.

06 junio 2017

La organización agraria UPA ha resumido en un informe las pérdidas económicas sufridas por los agricultores y ganaderos debido a las adversidades climatológicas de los cinco primeros meses de 2017. La Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos ha advertido que, sin embargo, esta cifra será mayor porque los cultivos no han terminado los ciclos y, por tanto, los efectos de la sequía y de las heladas del pasado 27 de abril siguen agravándose. Además, UPA ha recordado que “estamos en periodo de alto riesgo de tormentas de granizo, por lo que los daños por este fenómeno no se pueden dar por acabados”.

En el caso de la comunidad autónoma de Extremadura, estas pérdidas rondan los 175 millones de euros ya que, según explica en una nota de prensa, la sequía también se ha cebado con esta región. Los daños se centran en la ganadería por la pérdida de pasto y en el sector de los cereales.

A fecha de hoy, las pérdidas consolidadas rondan los 80 millones por el sobrecoste en alimentación del ganado y 85 millones de euros por las pérdidas en cereales. Respecto a posibles afecciones de la sequía en olivar o viñedo, UPA señala que todavía es pronto para hacer valoraciones. Sin embargo, en Extremadura son de destacar las pérdidas por los abundantes episodios de granizo de las últimas semanas, ya que hay 2.635 hectáreas afectadas con unas pérdidas de 9,5 millones de euros.

En cuando al conjunto nacional, tras la elaboración del informe, UPA ha estimado unas pérdidas superiores a 1.600 millones de euros en lo que llevamos de año “y aumentando” esta cifra, ha recordado. La organización teme que la evolución de la sequía y las posibles tormentas de granizo agraven “una situación ya delicada para los profesionales del campo”.

En este contexto, UPA ha exigido al Ministerio de Agricultura que “actúe”. La organización se ha quejado de que “sólo se convocan mesas” en las que el sector “se reúne, se lamenta, pero no sale ninguna solución”. Por eso, la organización ha realizado una “exhaustiva y pormenorizada” lista de medidas que mitigarían la situación, relacionadas con la PAC, la fiscalidad y la seguridad social, los seguros agrarios, la bonificación de préstamos y las ayudas directas.

Asimismo, UPA ha exigido que los regantes paguen una cantidad de energía eléctrica que realmente consumen. “Es absurdo”, dicen en UPA, que un agricultor que este año no puede regar, tenga que hacer frente al pago de una potencia que no ha utilizado. La organización ha denunciado que no se tiene en cuenta que los regantes, al contrario que el resto de usuarios, hacen un uso “muy puntual” de la energía eléctrica.

OPINIÓN DE NUESTROS LECTORES

Da tu opinión

Incorrecto intentelo de nuevo
NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. www.agroextremadura.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a www.agroextremadura.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.